Las herramientas y soluciones de protección de marca sirven, también, para detectar dominios que contienen una determinada marca. 

Recientemente detectamos un dominio que era muy parecido a la marca de un cliente, pero cambiando una letra. Sería, por ejemplo www.pepsicoola.com

Los piratas averiguan quiénes son nuestros clientes (muchas veces publicados en la web), así como la identidad  de los posibles interlocutores buscando en LinkedIn u otras fuentes. 

Con esta información es predecible y posible, por ejemplo, suplantar el e-mail de nuestro responsable de cobros  y dirigirse al responsable de pagos de nuestro cliente. 

Es necesario tener un sistema de Protección de marca que, entre otros, controle dominios que contienen o son muy similares a dicha marca, a fin de proteger a nuestros clientes de posibles fraudes. 

Es aconsejable que, al detectar un dominio confusivo, se envíe  un e-mail a nuestros clientes con este contenido o similar:

Nuestro servicio de Protección de marca digital ha detectado el registro de un dominio sospechoso muy parecido a nuestra marca. Esto abre la posibilidad de que reciban e-mails que intenten suplantar a nuestros empleados, así que, por favor, avísenos si detectan cualquier conducta sospechosa...

Evitemos las recetas de los piratas, vigilando los dominios que contienen nuestra marca.